viernes, 14 de marzo de 2014


El debut del ciclismo de pista en el velódromo del Parque Peñalolén no pudo ser más triste para el equipo chileno. En la velocidad por equipos femenino, Irene Aravena y Estefanía Urzúa peleaban el bronce ante Brasil.

Pero ocurrió lo impensado. Ambos dúos parten pero la salida es nula. Las chilenas no escucharon los dos disparos que indican que la vuelta no es válida y siguieron girando.

En la recta opuesta se encontraron con una bandera roja puesta por uno de los comisarios y, tras eso, el partidor de las brasileñas que no fue retirado. Urzúa, que iba primera, lo esquivó; no así Aravena.


El golpe fue inevitable. La maulina de 27 años intentó evitar el partidor por la parte interna de la pista, pero falló y lo chocó. La bicicleta se partió y Aravena voló por el aire, dio una vuelta completa y cayó fuertemente a la pista.

Ahí, los doctores José Luis Barría y María José Saul la examinaron, mientras su padre, el ex campeón panamericano de ruta Manuel Aravena, veía llorando a su hija.

El diagnóstico: fractura de rótula con daño de tejidos blandos. Aravena fue llevada a la Clínica Santa María, con su familia y el secretario de Fecichile, Fernando Alvarado, y fue visitada por la ministra de Deportes, Natalia Riffo, y otras autoridades de UCI. Al cierre de la edición se encontraba estable tras ser intervenida.


Buscando responsables

El incidente inició la búsqueda de culpables. “Todo se siguió conforme a la regla, esto fue fortuito. No escucharon los disparos por el ruido y la acústica del velódromo es mala”, dijo el brasileño Iverson Ladewig, comisario general de la UCI, que insinuó un error de los voluntarios que no sacaron el partidor, pese a no recibir la orden de UCI.

En los nacionales no apuntaron posibles responsables y prefirieron preocuparse de Aravena. “El equipo está afectado. Fue una cadena de errores. No hay culpa de nadie”, aseguró el técnico nacional Richard Rodríguez, mientras que Urzúa dijo que “debieron sacar el partidor si vieron que no nos detuvimos. Vamos mirando la rueda para no salirnos de la línea, nunca pensamos que había algo delante”.

Más duro fue Alvarado. “Hubo negligencia de la organización. Eso y falta de experiencia para hacer estos eventos. La organización de Santiago 2014 debería dar una explicación sobre esto”, dijo el directivo, quien afirmó que la Fecichile apoyará a la ciclista.

Aravena puede estar, al menos, un año fuera, aunque dependerá de su evolución.

El resto del ciclismo nacional no brilló en la jornada. El cuarteto masculino fue último, y en la velocidad masculina Alvaro Muñoz falló en la clasificación y Andrés Silva cayó en el repechaje. Pero todo dio lo mismo por Irene.

Visto en La Tercera

Lo + visto del último mes

Lo + visto del sitio