martes, 27 de enero de 2015



A sugerencia de un paramédico, el hospital Hospital Poudre Valley equipó sus ambulancias para transportar la bicicleta de las personas accidentadas.

FORT COLLINS, Colorado.- En una prueba de cuánto una ciudad de Colorado adora sus bicicletas, los ciclistas que necesiten ser llevados al hospital ya no tienen que dejar sus bicis abandonadas.

El Hospital Poudre Valley en Fort Collins, sede de la Universidad Estatal de Colorado, ha equipado sus 14 ambulancias con portabicicletas después de numerosos casos de ciclistas con accidentes o emergencias médicas.

De acuerdo con The Associated Press, algunas personas se mostraban renuentes a dejar atrás sus bicicletas, que pueden costar más que algunos carros y que a veces son su único medio de transporte, dijo el viernes Steve Main, director de servicios médicos de emergencia del hospital.

A sugerencia del paramédico Rob Collett, el hospital comenzó a instalar portabicicletas en las ambulancias cuando eran llevadas a mantenimiento regular y para finales de 2014 todas estaban listas. El diario Coloradoan, que reportó inicialmente el programa, informó que el hospital gastó unos cinco mil dólares en portabicicletas, a razón de 356 dólares por ambulancia.

Main dijo que el tiempo no es problema, porque uno de los empleados de la ambulancia estará encargado de recoger las pertenencias de la persona y colocar la bicicleta en la ambulancia. Esos objetos son llevados al hospital y se entregan a seguridad hasta que los pacientes los reclamen.

Fort Collins está orgulloso de sus ciclovías y celebra un desfile de disfraces en bicicleta patrocinado por la cervecera New Belgium -que da bicicletas gratis a sus empleados- y que atrae a miles de personas cada año. El servicio de ambulancias también enseña a niños de primaria cómo ir a la escuela en bicicleta con seguridad y cómo colocarse el casco debidamente.

"Es una ciudad que adora las bicicletas", dijo Main.

Vía Sipse

Lo + visto del último mes

Lo + visto del sitio